Fachadas de establecimientos antiguos desaparecidos. Reportaje de El País

El 24 de mayo de 2014, firmado por J.A. Aunión, El País digital publicaba un reportaje dedicado a denunciar la desaparición de una serie de fachadas y, lógicamente, los establecimientos primitivos del centro de Madrid, en gran medida provocada por la desidia del Ayuntamiento de la capital, actitud que se mantiene hoy en día. Animo a los madrileños a recorrer el centro de la ciudad, el caso histórico, para comprobar el ambiente cutre generado por la proliferación de tiendas de recuerdos, presentadas sin ningún gusto estético, destruyendo el origen de nuestro pasado, aquellas fachadas que verdaderamente daban a Madrid una personalidad única.

Respetando la propiedad intelectual de sus autores, impulsado por el trabajo de investigación científica, por divulgación social y la denuncia ante la ciudadanía de una situación que hoy en día continua, me permito el lujo de incluir en esta entrada las fotos publicadas en dicho reportaje.

Aunión, J.A. (2014): “Fachadas protegidas que ya no existen”. Elpais.com,[en línea], 24 de mayo. Disponible en: http://ccaa.elpais.com/ccaa/2014/05/23/madrid/1400877384_061111.html

1399053789_114033_1399054313_album_normal

ANTES. El Catálogo de elementos protegidos del Ayuntamiento de Madrid ubica en el número 18 de la calle de la Corredera Baja de San Pablo los ultramarinos El escudo de Santander, establecimiento fechado en el primer tercio del siglo XX. La protección, estructural de nivel 2, contempla todos los elementos de la fachada. DESPUÉS. Este es el aspecto actual de los antiguos ultramarinos, cerrados, al menos, desde 2010. “No se han localizado licencias que afecten a elementos protegidos” en esta dirección, contestan desde la Agencia de Gestión de Apertura de Actividades Económicas del Ayuntamiento, la entidad encargada del seguimiento y control de las piezas del catálogo. AYUNTAMIENTO DE MADRID / KIKE PARA

1399053789_114033_1399054428_album_normal

ANTES. El bar del número 84 de la calle del Amparo tiene protegidos todos los elementos de la fachada, por su carpintería de influencia modernista de 1911. DESPUÉS. Hace cinco años la fachada se quemó. El dueño dice que quiso rehacerla igual, pero el Consistorio le obligó a dejarlo como aparece en esta foto. El Ayuntamiento dice que no le consta licencia alguna. AYUNTAMIENTO DE MADRID / KIKE PARA

1399053789_114033_1399054504_album_normal

ANTES. En el número 27 de la calle de Monteleón, el catálogo coloca los ultramarinos Alfredo Izarra, de 1900 e influencia “ecléctica”. Están protegidos con el nivel 1 integral (el máximo) tanto todos los elementos de su fachada como el “espacio público”, es decir, las carpinterías, los anaqueles y el mostrador de su interior. DESPUÉS. “Yo llevo aquí más de 20, años y esto ya estaba así”, dice Antonio Martín, dueño del restaurante que ocupa hoy toda la esquina de la calle Sandoval con la de Monteleón, donde estaba antes el establecimiento protegido. En el Ayuntamiento dicen al respecto: “No se han localizado licencias que afecten a elementos protegidos” en esta dirección. AYUNTAMIENTO DE MADRID / KIKE PARA

1399053789_114033_1399054894_album_normal

ANTES. Fachada de influencia regionalista de 1936 con todos los elementos protegidos con nivel 1, el máximo, en el número 24 de la calle María de Guzmán. DESPUÉS. Esta es una imagen del local tomada recientemente. “No se han localizado licencias que afecten a elementos protegidos”, dice el Consistorio. El dependiente de la actual colchonería explica que su jefe la compró tal y como está ahora en 2000 y que fue un pariente del dueño original el que cambió la fachada antes de vender. AYUNTAMIENTO DE MADRID / KIKE PARA

1399053789_114033_1399055155_album_normal

ANTES. Calle Princesa, 51. Arquitectura de posguerra. 1943. Protegidos todos los elementos de la fachada con nivel 2, estructural, y también el espacio de atención al público. DESPUÉS. Hay una tienda de telefonía desde hace tres años, explica uno de los comerciales que remite al Catastro al ser preguntado sobre licencias y obras en elementos protegidos. “No se han localizado licencias que afecten a elementos protegidos” en esta dirección, dice el Ayuntamiento. AYUNTAMIENTO DE MADRID / KIKE PARA

1399053789_114033_1399055329_album_normal

ANTES. Calle Apodaca, 12. Arquitectura de posguerra. 1946. Fachada protegida con nivel 3, ambiental, la menor. DESPUÉS. Tapiado. “No se han localizado licencias que afecten a elementos protegidos”, señala el Consistorio. AYUNTAMIENTO DE MADRID / KIKE PARA

1399053789_114033_1399055605_album_normal

ANTES. Calle de Conde Duque, 34. Primer tercio del siglo XX. Protegidos, con nivel 2, los huecos, escaparates, el zócalo, la caja de coronación y los cierres de la fachada. DESPUÉS. “No se han localizado licencias que amparen la desaparición de los elementos protegidos. Si bien existe una licencia de reestructuración del edificio, que, al no tener planos digitalizados, no sabemos si ampara alguna obra que afecte a los locales”, dice el Consistorio. AYUNTAMIENTO DE MADRID / KIKE PARA

1399053789_114033_1399055838_album_normal

ANTES. Calle de la Corredera Baja de san Pablo, 30. Finales del siglo XIX – principios del siglo XX. Protección estructural de nivel 2 de los huecos, escaparates y el rótulo de la fachada. DESPUÉS. Completa desaparición. “No se han localizado licencias que afecten a elementos protegidos”. AYUNTAMIENTO DE MADRID / KIKE PARA

1399053789_114033_1399056254_album_normal

NTES. Calle de Fuencarral, 82. Influencia historicista del segundo tercio del siglo XX. Nivel 2 de protección estructural de todos los elementos de la fachada. DESPUÉS. Restaurante de fachada completamente distinta. “No se han localizado licencias que afecten a elementos protegidos, si bien el local cuenta con licencia de actividad concedida y licencia de funcionamiento”, señala el Ayuntamiento. AYUNTAMIENTO DE MADRID / KIKE PARA

1399053789_114033_1399547374_album_normal

ANTES. La Casa el Valenciano, en el número 16 de la Ribera de Curtidores, tiene según el catálogo protección ambiental de la fachada (la mínima), pero integral nivel 1 (máxima) en el interior. AHORA. Cuando Blas de la Fuente compró el local en 1999, asegura que la fachada ya estaba como ahora y no como en la foto del catálogo. Y, en el interior, no había prácticamente nada. Desde entonces, han presentado cinco proyectos al Ayuntamiento para respetar el elemento protegido, pero se los han rechazado todos, por lo que nunca ha podido abrir. “El problema es que ni siquiera saben lo que realmente había allí, tienen referencias (un mostrador, unas maderas…), pero no lo saben”, se queja de la Fuente. En el Ayuntamiento simplemente constatan que no hay licencia y las obras están denunciadas. AYUNTAMIENTO DE MADRID / KIKE PARA

1399053789_114033_1399547635_album_normal

ANTES. El catálogo dice que el otro local de la calle Ribera de Curtidores, 16, tiene una protección de nivel 2 (estructural) sobre los palos, la caja de coronación y los cierres de madera de la fachada. AHORA. Un dependiente de la tienda asegura que la fachada está como en la imagen actual (no como en la del catálogo) desde hace más una década y que nunca han tenido problema alguno por ello. “Todos los comercios quitamos los cierres de madera”, asegura. AYUNTAMIENTO DE MADRID / KIKE PARA

1399053789_114033_1399056798_album_normal

ANTES. Calle de San Bernardo, 27. Influencia Racionalista. 1935. Todos los elementos de la fachada, protegidos con nivel 2, estructural. También están protegidos, dentro, suelos, carpinterías, mostrador, estanterías y mobiliario. DESPUÉS. Hoy hay una peluquería, pero en el Ayuntamiento “no se han localizado licencias que afecten a elementos protegidos”. Los responsables de la peluquería simplemente explican que llevan allí, al menos, nueve años. AYUNTAMIENTO DE MADRID / KIKE PARA

1399053789_114033_1399057051_album_normal

ANTES. Plaza de Santa Ana, 8. Influencia de movimiento moderno, de finales del siglo XIX – principios del XX. Están protegidos con nivel 1 todos los elementos de la fachada, así como las estanterías, los suelos, las carpinterías, el mostrador y el mobiliario del interior. DESPUÉS. Hoy hay un restaurante, cuyo encargado explica que llevan allí desde 2009 y que, antes, había un bar de tapas, no una librería, que a su vez ocupaba ese local “desde hace mucho, mucho tiempo”, asegura. “No se han localizado licencias que afecten a elementos protegidos” en el Consistorio. AYUNTAMIENTO DE MADRID / KIKE PARA

 

Anuncios

2 Respuestas a “Fachadas de establecimientos antiguos desaparecidos. Reportaje de El País

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s